Helado Maxibon

Este año estoy experimentando con los helados. Esta semana me he arriesgado con una versión de uno de mis preferidos: el Maxibon. La combinación de galleta, chocolate y nata me encanta. Para hacerlo, hay que preparar dos elaboraciones: por un lado, la galleta que cubre la nata y por el otro, el relleno, con un toque de avellanas buenísimo, para que no sea solo nata. Con estas cantidades salen unas 8 raciones. Es una receta fácil, pero requiere trabajar rápido cuando tenemos el helado fuera del congelador, ya que se derrite con facilidad si hace calor. Hay que intentar tocarlo lo menos posible y meterlo en el congelador cuando hacemos un paso. Al tener varias elaboraciones, es un postre un poco laborioso.

Ingredientes

Para la galleta

-250 gramos de harina de trigo

-2 huevos

-80 gramos de mantequilla

-80 gramos de azúcar

-chocolate de cobertura para decorar al final

Para el relleno

-400ml de leche evaporada (podéis utilizar nata)

-250 gramos de queso mascarpone

-90 gramos de miel

-50 gramos de chocolate negro o con leche

-50 gramos de avellanas tostadas

-100 gramos de chips de chocolate o chocolate troceado

Pasos

-empezamos preparando el relleno del helado. Para ello, montamos con unas varillas la leche evaporada o la nata para que tenga una textura cremosa

-por otro lado, picamos bien las avellanas hasta obtener una crema, que mezclamos con el chocolate previamente fundido (lo dejamos templar un poco). Lo añadimos a la leche evaporada montada, junto con la miel y mezclamos con movimientos envolventes

-también añadimos el queso mascarpone y los chips de chocolate y mezclamos bien para que se integren todos los ingredientes

-forramos un molde con papel de horno y extendemos el relleno, que dejamos en el congelador al menos 5 horas para que coja consistencia (yo he utilizado una bandeja rectangular grande, para que luego sea fácil cortar porciones con el cortador y no tenga mucho grosor)

-mientras, preparamos las galletas. Mezclamos en un bol la harina, los huevos, la mantequilla y el azúcar hasta obtener una masa y la dejamos enfriar en la nevera

-cuando la masa tenga consistencia, la enharinamos un poco para que sea más fácil trabajarla y la estiramos con un rodillo. Con la ayuda de un cortador redondo, les damos forma y colocamos en la bandeja del horno

-antes de hornearlas, las pinchamos un poco con un palillo y luego horneamos con el horno a 180 grados durante unos 20 minutos, hasta que veamos que están hechas (mejor dejarlas un poco blancas, ya que sino luego quedan un poco duras)

-a la hora del montaje, cortamos con el cortador redondo porciones de helado, que colocamos entre dos galletas y volvemos a congelar

-por último, podemos fundir un poco de chocolate y bañar la mitad de nuestros Maxibon, que volvemos a congelar hasta la hora de comelos

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s